La personalización en el packaging: cajas y envases para E-commerce

¿Quién no ha comprado nada on line durante último año? El E-commerce ha sido uno de los fenómenos más disruptivos de la era digital, y que mejor está cuajando en el mercado. El amplio abanico de productos que ofrece el mundo digital y la comodidad de no tener que desplazarse para hacer las compras, son solo algunos de los motivos que están haciendo que cada vez más gente se una a  la tendencia de “las compras con un solo clic”.

Sin embargo, una de las estrategias de éxito del E-commerce puede pasar por alto por su discreción: el packaging para cajas.

El packaging para cajas en el comercio electrónico

El envase del producto que se adquiere online es el primer elemento que acapara la atención de todos los clientes cuando lo reciben en su casa. Y esto es algo que nos ha pasado a todos: cuando el repartidor de paquetes llama a nuestro timbre y aparece con una caja, no tenemos ojos para otra cosa.

Los valores de la marca de la empresa quedan plasmados en el packaging, por lo que conseguir transmitir la imagen deseada tendrá un efecto directo sobre la decisión de compra de nuestros clientes, ya que contar con un recipiente que acompañe la estrategia de branding corporativo de la marca, o sea, comunique, atraiga y seduzca, aumenta increíblemente la satisfacción de los clientes, conecta con nuevos consumidores y fideliza a los antiguos. Por ende, los ingresos de las empresas que apuesten por un packaging con un diseño personalizado verán cómo sus productos serán más atrayentes por lo que aumentará las ventas.

La diferenciación y el valor añadido del producto es clave en un mercado tan competitivo como ocurre actualmente en el sector digital E-commerce. Y es a través de un packaging innovador, que responda a las necesidades y demandas de los clientes, es como las empresas pueden encontrar una oportunidad de negocio que les diferencie de su competencia.

Las últimas tendencias del packaging

Subirse al tren de las novedades en el envasado y en las estrategias de packaging corporativo puede brindar grandes ventajas competitivas a la empresa. ¿Quieres saber cuáles son?

  1. Que los materiales sean respetuosos con el medio ambiente: que los materiales sean reciclables o reciclados va a constituir un plus añadido, gracias a la mentalización en aumento de la sociedad por el respeto a la naturaleza.
  2. Adaptación a las nuevas tecnologías: que los embalajes incluyan una identificación digital para que no se extravíen o implementar los códigos QR, que permitan saber dónde está el paquete en cada momento, es una necesidad que se está generalizando cada vez más.
  3. Envases personalizados: conocer al consumidor va a permitir que le pueda crear una experiencia única, por ejemplo, plasmando en el packaging elementos gráficos que puedan arrancarle una sonrisa inesperada.
  4. Las cajas, más pequeñas: es un recurso que tiene como finalidad el aprovechamiento de los espacios y la reducción de gastos innecesarios.
  5. Fácil manipulación: la tarea de desenvolver el paquete debe ser lo más fácil posible para el cliente, para no acabar con su paciencia.

Otorgar importancia al packaging corporativo de las cajas que envuelven los productos que han sido adquiridos on line va a contribuir a mejorar ese primer impacto visual y en conjunto la experiencia de compra por la que todos los clientes pasan antes de descubrir el producto.

Ya sea con la venta E-commerce o mediante el escaparate y las estanterías de toda la vida de los supermercados, el diseño del packaging no debe estar ausente de ninguna estrategia empresarial encaminada al éxito. Un ejemplo de caja para packaging que ha triunfado y que ha sido protagonista de innumerables conversaciones ha sido el de “la caja roja de Nestlé”. Y es que la empresa ha conseguido personalizar el envoltorio de los bombones de una manera tan eficiente que ha sido inevitable que las personas no se hayan sentido nunca identificadas con su diseño, experiencia que en muchos casos ha desembocado en la compra del producto.